Donald Trump y su deseo de construir un muro

El presidente Donald Trump finalmente obtuvo la aprobación para construir un controvertido muro fronterizo, pero no será a lo largo de la frontera entre Estados Unidos y México, sino en uno de sus complejos de golf en Irlanda para combatir el aumento del nivel del mar por el calentamiento global, que el presidente ha afirmado ser un engaño chino.

El Consejo del Condado de Clare en Irlanda aprobó la solicitud de Trump para construir un muro marino en el 2016 alrededor de Trump International Golf Links & Hotel Ireland-una aplicación de Trump que había citado explícitamente el calentamiento global, la publicación británica The Express reporta. En una declaración que aprobó la solicitud de Trump, el consejo citó la necesidad de “manejo de la erosión costera”.

Una grave postura contra la inmigración

“El trabajo propuesto en el proyecto del campo de golf de Doonbeg Golf no ha cambiado realmente y todavía involucra muros de mar que destruyen la playa”, dijo un grupo de expertos ambientales después de que Trump supuestamente redujo la barrera después de las protestas públicas, según The Express.

Más allá de una apelación legal, los ambientalistas resaltarán sin duda la ironía de la propuesta de Trump. La propia solicitud de permiso “cita explícitamente el calentamiento global y sus consecuencias –el aumento de la erosión debido al aumento del nivel del mar y el clima extremo en este siglo– como justificación principal para construir la estructura”, reportó Newsweek anteriormente.

Batalla contra el calentamiento global

Pero cuatro años antes, Trump había descartado la noción de calentamiento global, famoso por twittear,”El concepto de calentamiento global fue creado por y para los chinos con el fin de que la manufactura estadounidense no fuera competitiva”.

También ha sido crítico con los esfuerzos del gobierno para frenar la contaminación y, como presidente, dijo que se retiraría del histórico acuerdo climático de París, convirtiendo a Estados Unidos en el único país que rechaza el pacto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *